La Conaie pide al Gobierno suspender el pago de la deuda externa

https://twitter.com/CONAIE_Ecuador/status/1242497530837053440?s=20

La Confederación de Nacionalidades Indígenas de Ecuador (Conaie) ha instado al Gobierno a que suspenda el pago de la deuda externa y destine esos recursos a la emergencia sanitaria por el COVID-19, informó este martes la organización.En un comunicado facilitado por el liderazgo indígena, se da a conocer un acuerdo tras la celebración el lunes de un Consejo Político a través de plataformas digitales, en el que participaron dirigentes de las diferentes confederaciones indígenas regionales.

“Instamos al Gobierno Nacional a suspender el pago de la deuda externa, ya que es prioritario destinar esos recursos económicos a suplir las necesidades de la crisis en el sistema de salud pública por la emergencia de COVID-19”, reza el primer punto del documento.

También exhorta al Ejecutivo a reactivar convenios de cooperación y dotación de equipos, medicamentos y personal especializado, sobre todo con Cuba, China y Rusia. La Conaie pide además una moratoria en el pago de los créditos y microcréditos con la banca pública y privada, cooperativas de ahorro y otras instituciones financieras mientras se prolongue la emergencia.

En paralelo, exige que “la seguridad alimentaria sea considerada con carácter prioritario” y pide la inmediata creación de un fondo de emergencia destinado a que el Gobierno “compre la producción campesina y llegue a los sectores populares como una forma de subsidio alimentario”.

Destaca, en ese sentido, que el 85 % de los alimentos consumidos diariamente por la población ecuatoriana proceden del trabajo de cerca de 3 millones de campesinos, en parcelas de menos de cinco hectáreas.

La dirección indígena urge a las autoridades, a través del Ministerio de Trabajo, a que eviten la precarización laboral que se derive de la situación excepcional en el campo y la ciudad. El acuerdo condena “todo uso político y proselitista de esta crisis” y avanza que “las comunas, comunidades, pueblos y nacionalidades establecerán puntos de control en cada uno de los territorios para impedir el ingreso de personas ajenas a sus espacios”.

Por otra parte, rechazan “las pretensiones de las empresas hidroeléctricas, madereras, petroleras y mineras, que, aprovechando de esta crisis sanitaria y la desmovilización social, pretenden ampliar sus fronteras de acción en detrimento de la vida e integridad de los territorios indígenas”.

Y exige al Ministerio de Educación que evalúe la pertinencia de las clases virtuales a los estudiantes, en especial del sector rural, que “deben salir a las ciudades en búsqueda e internet”, a raíz del déficit de cobertura en determinados sectores.

El liderazgo indígena concluye pidiendo a los medios comunitarios que continúen apoyando la campaña #QuedateEnCasa, particularmente en áreas rurales y comunitarias. Ecuador se encuentra bajo estado de emergencia sanitaria por el COVID-19 desde hace más de una semana y registra 1.049 casos de contagio y 27 fallecidos, de acuerdo a los últimos datos oficiales. 

Vía EFE