Día Internacional de los Pueblos Indígenas en pandemia y olvido estatal

 

 

 

D.M. Quito, 09 de agosto del 2020


La Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador, CONAIE extiende un fraterno y combativo saludo de hermandad a todos los pueblos y nacionalidades indígenas del Ecuador y del mundo, en la conmemoración del Día Internacional de los Pueblos Indígenas según decisión de las Naciones Unidas desde 1994, es decir, hace 26 años en los cuales los Estados ahondaron las brechas para ejercer nuestros derechos y el despojo del capitalismo nos amenaza. 

Son más de 476 millones de pueblos indígenas en el mundo, quienes en su mayoría han sido golpeados por la pandemia del Covid-19, que este día no sea de celebración sino de fuerte denuncia por el abandono de los Estados para atender la emergencia sanitaria en las comunidades indígenas y que sirva para insistir en los espacios de debate y presión internacional como la ONU y más organismos, por el respeto a los derechos indígenas, a la libre determinación, la conservación de sus tierras, territorios y recursos naturales, a una vida digna y al acceso a sistemas de salud en condiciones adecuadas.

En Ecuador la emergencia sanitaria acentuó la vulneración de nuestros derechos y día a día somos testigos que el capital y la acumulación de ganancias desde los grupos de poder económico está por sobre la vida y la salud de los ecuatorianos, para el gobierno la pandemia fue la oportunidad para radicalizar la agenda neoliberal, por lo que impusieron leyes antiobreras y ampliación del modelo extractivista depredador en nuestros territorios indígenas, en este contexto se genera la crisis económica cuyo impacto recae en los sectores del campo-ciudad más vulnerables, por esto, decimos que la lucha va porque va.

Mientras autoridades, ministros y políticos se ahogan en corrupción y sobreprecios, las organizaciones sociales – populares, los gobiernos comunitarios y el movimiento indígena son la primera línea de resistencia frente a la pandemia y la ausencia estatal, generando desde el primer momento soluciones concretas: fortalecimiento de los canales de comercialización del campo a la ciudad, comercio justo para enfrentar la especulación de los precios en manos de los intermediarios, intercambios humanitarios, trueques y mercados populares, medicina ancestral como complemento para la salud, campañas de comunicación en lenguas originarias, control de nuestros territorios, autogestión y atención social – humanitaria.

Los pueblos indígenas sufren una doble amenaza para su superviviencia: el Covid-19 y ausencia del Estado. No queremos reconocimientos simbólicos ni retórica, queremos que se nos garanticen las condiciones para conservar nuestra cultura, sabiduría, territorios y preservar la naturaleza, queremos que los gobiernos atiendan con resultados concretos nuestras demandas legítimas para ejercer nuestros derechos, queremos políticas reales con garantía de soberanía de los territorios a pueblos originarios, nacionalidades indígenas y afros.

Hoy, 09 de agosto del 2020, es un año más de conmemoración y todo un tiempo de resistencia, es una emergencia sanitaria y a la vez emergencia indígena, nada que celebrar, mucho por luchar.

 

Por el Consejo de Gobierno

Jaime Vargas

PRESIDENTE DE LA CONAIE